Menú Cerrar

Adiestramiento perro pastor

¿Qué es un perro pastor?

Se llama perro pastor a cualquier perro que ayuda al hombre en el manejo de rebaños de ovejas, vacas, cabras y otros animales de granja.

A los perros pastores que trabajan con ganado bovino se les conoce como perros boyeros.

Hay dos tipos de perro pastor: los guardianes que son aquellos que se encargan de proteger los rebaños del ataque de lobos y otros depredadores y los que se encargan de guiar y controlar a los rebaños en sus desplazamientos. A estos últimos también se les llama perros guía.

¿Cuál es la función del perro pastor?

Los rebaños pueden ser grandes o pequeños. Pueden encontrarse pastando en las cumbres o en la llanura. Es indiferente si están encerrados en los establos o recorriendo los caminos durante la trashumancia. Lo cierto es que son muchas las ocasiones en las que el perro pastor realiza una labor indispensable para su amo y el rebaño.

Los perros pastores se dividen en dos tipos: el de ovinos (corderos, ovejas) y el de bovinos (vacas). Son dos tipos de pastoreo completamente diferentes, puesto que en el de ovejas, por ejemplo, el perro controla al rebaño para que no se disperse. Sin embargo, en el pastoreo de vacas son ellas las que se agrupan alrededor del perro para sentirse protegidas ante los ataques por parte de predadores.

Entre estas labores del perro pastor encontramos además por ejemplo, la vigilancia de los pastos, sobre todo de aquellos pastizales que son peligrosos por ser más extensos, por contar con un relieve accidentado o por presentar una densa vegetación.

Nuestro animal pastor siempre está dispuesto a salir a buscar a los corderos extraviados, aislados o que se encuentren enfermos. Cuando los hallan, los acompaña paciente junto al resto.

Si el pastor necesita escoger a alguna oveja para aplicarle algún tratamiento, el perro las agrupa y la localiza.

También conduce al rebaño en sus salidas y entradas del redil, acompaña a los animales mientras pastan en el campo y/o cuida de que ninguno de ellos se pierda por caminos y carreteras.

Como vemos, al contar con sus servicios, el amo está seguro de que ovejas, carneros y corderos siempre se van a mantener juntos.

¿Cómo realizan la función de pastoreo?

Hasta hace muy poco tiempo, nadie podía explicarse cómo era posible que un solo perro pastor fuera capaz de lograr que, en un rebaño con muchos individuos, estos estuvieran dispuestos a moverse al unísono y en la misma dirección. Y se pusieron a investigarlo. Para ello utilizaron tecnología GPS. La conclusión a la que llegó este equipo de investigadores fue que los perros pastores realizan su trabajo bajo dos sencillas premisas “juntas y hacia adelante”. Es decir, “recoger a las ovejas cuando están dispersas y llevarlas hacia adelante cuando están juntas”. Para ello, los perros pastores caminan constantemente realizando un recorrido de ida y vuelta por detrás del rebaño.

Aunque un solo perro es capaz de realizar un buen trabajo, lo cierto es que en los rebaños de más de 50 corderos se utilizan dos o más perros.

El primero es el perro de rodeo. Esta clase de perro, también llamado perro de orilla, suele tener un carácter más independiente y él sólo guarda dos de los 4 flancos del terreno donde pasta el rebaño.

En los otros 2 lados del rebaño se sitúa el pastor con el segundo perro. A este se le llama perro de mano y ayuda a su amo a vigilar esta parte.

Adiestramiento perro pastor

El adiestramiento de un perro para que se convierta en perro pastor requiere mucha paciencia y mucho trabajo. Es cierto que algunas razas de perros tienen instintos de pastoreo que pueden salir a relucir con el entrenamiento y estímulo adecuados, que ayudan mucho la labor en su adiestramiento.

Prueba con algunos ejercicios de entrenamiento en casa para enseñarle a tu perro el adiestramiento básico y así poder evaluar si muestra tendencias de pastoreo.

Preparar a tu perro para pastorear

Como acabamos de explicar, antes de comenzar a enseñarle las habilidades especificas, lo primero que debemos hacer es que aprenda el adiestramiento básico.

Toma nota del comportamiento de tu perro

Un perro con instintos sólidos de pastoreo demostrará esta aptitud a una edad temprana. Observa cómo tu perro se mueve cerca de ti u otros animales en un movimiento circular. Si tu perro no muestra signos tempranos de estos instintos, probablemente no puedas entrenarlo para arrear ganado o te será más difícil.

Juega con tu perro a atrapar cosas

Tan pronto como lleves a tu perro a casa, enséñale a recuperar pelotas o juguetes para ti. Tan pronto como puedas, enséñale a atrapar el juguete solo cuando se lo ordenes. Hacerlo desarrollará sus instintos de perseguir así como su obediencia básica.

Enséñale a tu perro movimientos direccionales

Es importante que tu perro aprenda órdenes verbales para ir hacia la izquierda y derecha. Colócale un collar y camina con tu perro siguiendo los movimientos. Combínalos con órdenes verbales repetitivas para que tu perro aprenda a asociarlas.

Enséñale a tu perro a correr apropiadamente o en sentido horario cuando utilices la orden apropiada.

Es importante que el perro aprenda a realizar esta función ya que es la necesaria para que ellos puedan agrupar a los animales.

Haz que tu perro se acostumbre a detenerse y sentarse.

Es necesario que cuando se lo pidas el perro pare y se quede tranquilo ya que puede haber circunstancias en la que el perro considere que debe juntar o mover al rebaño y en cambio el amo decida lo contrario por algún motivo.

Practica órdenes de pastoreo con ganado

Haz que tu perro se acostumbre al ganado

No debes hacer que el primer encuentro de tu perro con el ganado sea el día que vaya a realizar su labor. Haz que se acostumbre a obedecer tus órdenes cuando esté cerca de los animales.

Entrena a tu perro para que pastoree a un animal real

Decide si puedes comprar o tener acceso a un cordero o un pato para que tu perro practique. Practica las órdenes y que se acostumbre a obedecer tus órdenes en presencia de otros animales.

Observa el lenguaje corporal de tu perro

Debe ser evidente si tu perro tiene los instintos correctos para el pastoreo avanzado. Su cola debe estar hacia abajo cuando esta cerca del rebaño, lo cual significa que está pensando. Debe correr en círculos naturalmente alrededor del ganado y responder a tus órdenes.

Avanza hacia órdenes más complejas

Una vez que el perro te obedezca, se acostumbre al ganado y aprenda las órdenes básicas, enséñale maniobras útiles. Hacer que el perro corra alrededor del ganado es útil pero la habilidad para moverlo de un lugar a otro es el próximo paso. Trabaja hacia una aplicación práctica de las órdenes del ganado.

  • Outrun: tu perro correrá pasando el rebaño y evitará que se aleje de ti. Este aspecto es importante para que el rebaño esté controlado.
  • Lift: tu perro tiene que presentarse a sí mismo al rebaño. Trabajar en este movimiento hará que el rebaño respete a tu perro y siga sus órdenes.
  • Fetch: en este movimiento, tu perro hará que el rebaño regrese hacia ti. Este aspecto se aplica mucho a los perros de trabajo.

Inscríbete en clases o exhibiciones

Solo los principios básicos del pastoreo harán que llegues lejos. Si quieres ir más allá con este pasatiempo y competir en exhibiciones, necesitarás enseñarle a tu perro a obedecer órdenes más complejas. Hay muchas órdenes de pastoreo que posiblemente debas conocer en el día de la exhibición. Enseñárselas a tu perro probablemente requiera de un poco más de experiencia de has podido recoger hasta el momento.

Inscríbete en pruebas y exámenes

Cuando llegue el momento, inscríbete y registra a tu perro en una exhibición. Al principio, la emoción de ver a varios perros, personas y sentir nuevos olores y sonidos será confuso para tu perro. Probablemente tengas que competir en unas cuantas exhibiciones antes de que tu perro gane.

¿Cómo debe ser un perro pastor?

Lo cierto es que el perro pastor debe reunir una serie de cualidades específicas para ser un buen pastor guía:

  • Debe ser un perro con carácter, capaz de enfrentarse al ganado díscolo que le gana en tamaño y en número, pero sin herirlo nunca.
  • Debe ser capaz de trasmitir determinación a las ovejas y demostrar inteligencia para resolver situaciones imprevistas.
  • Físicamente debe ser fuerte, ágil y rápido. No olvidemos que la tarea depende de la capacidad del propio animal para tejer una red alrededor de los corderos mediante sus idas y venidas.
  • Además, el perro debe ser fiel y obedecer siempre al pastor.

Sea como fuere, estamos hablando de animales ágiles, sagaces, con gran capacidad de aprendizaje y con instinto para poner solución a problemas imprevistos. Por todo ello, podemos afirmar sin temor a equivocarnos que un perro es el mejor ayudante del pastor.

¿Cuáles son las razas más utilizadas como perros pastores?

La FCI (Federación Canina Internacional) ha clasificado en el denominado Grupo I a la mayoría de razas de perros denominados “pastores”, aunque entre los perros nórdicos también podemos encontrar razas con este nombre. No obstante, según los expertos, que no son otros que los propios pastores, muy pocos de ellos podrían realizar correctamente el trabajo de pastoreo en la actualidad. Entre ellos destacan los siguientes:

  • Border collie
  • Ovejero australiano
  • Pastor alemán
  • Pastor de los Pirineos
  • Perro de montaña de los Pirineos
  • Pastor de los Cárpatos
  • Pastor ganadero de Australia
  • Gran boyero suizo
  • Pastor belga
  • Pastor rumano de Mioritza

Última actualización el 2020-08-06 / Enlaces de afiliados / Imágenes de la API para Afiliados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *